10 consejos para vender tu casa rápidamente.

No comments

Hoy os contamos unos sencillos consejos a tener en cuenta si queremos vender nuestra casa con mayor facilidad.

El mercado inmobiliario ha repuntado en el último año y la demanda de vivienda se ha visto incrementada, por lo que si tenías pensado poner a la venta tu casa, estás en un buen momento!

La vivienda de segunda mano es una opción para mucha gente que está esperando adquirir un inmueble en propiedad, por lo que os contamos unos pequeños trucos para acicalarla, darle buena presencia y convencer de esa venta.

Limpieza exhaustiva y mostrar orden:

La limpieza del habitáculo es fundamental. Si un comprador entra en un espacio reluciente, que huela bien y que esté ordenado se encontrará a gusto y visualmente su impresión será positiva.

Es interesante que los decorados tengan un estilo impersonal, es decir, objetos como marcos con fotos y demás pueden transmitir una sensación de que la casa aún está habitada: lo que nos interesa es que el comprador entienda la vivienda como si la fuese a estrenar.

Tener alguna planta o flores de colores durante las visitas de compradores otorga sensación de vida, tranquilidad y dan alegría.

Aumentar la iluminación y la luz natural:

Las ventanas deben estar abiertas y hay que comprobar que abren y cierran perfectamente, así como el sistema de persianas. La luz es un elemento que suele ser muy valorado a la hora de decidirse por una u otra vivienda. Pueden dejarse libres de cortinas, pero si queremos conseguir una mayor claridad es importante que sean de colores claros y semitransparentes.

Retirar muebles antiguos:

Las cosas muy viejas o que se han quedado obsoletas no ofrecen una buena imagen, es mejor retirarlas y no tener muebles que estén gastados o tengan mal aspecto. Por otra parte, si están en buen estado siempre se pueden reciclar y darles un nuevo aire recurriendo a la pintura y hacerles pequeñas reparaciones, por ejemplo cambiarle los tiradores o las cerraduras…

Sacar brillo al suelo:

Podríamos incluirlo en el apartado de la limpieza. La baldosa es sencilla de limpiar y debe estar perfecta. En caso de suelos de madera si ésta aparece descorchada o sin brillo siempre podemos pulir y barnizar nuevamente. Es un proceso mucho más laborioso pero que dejará un acabado perfecto, como si estuviese nuevo.

Equipar la cocina y el baño:

Ambos espacios deben contar con los elementos necesarios para ofrecer un servicio completo. Los azulejos pueden remodelarse totalmente aplicando una pintura especializada para este material, así como blanquear las juntas con un rotulador para las mismas.

El mobiliario podemos valorar si nos compensa hacer una pequeña inversión y mejorar lo disponible, pues las viviendas que son reformadas siempre aumentan su valor de mercado. Mejorando la cocina y el baño siempre podemos lograr una mejor negociación en el precio y atraer muchos más interesados en comprar la casa.

Cuidar el aspecto del jardín y exteriores:

El césped debe estar bien cortado, el porche y la entrada limpios y arreglados. No está demás añadir algún elemento como un nuevo felpudo, un paragüero o un perchero que quede bonito. Los pequeños detalles siempre suman!

Pinturas:

Aquellas paredes que hayan sufrido humedades, se encuentren escarchadas o tal vez con un revestimiento de papel deteriorado por el paso del tiempo conviene darles una nueva mano. Los manchones negros y demás problemas de condensación son un aliciente para descartar una posibilidad de compra.

Anunciarse en diversas páginas de segunda mano y portales inmobiliarios:

Cuanta más visibilidad tenga nuestro anuncio abarcaremos más posibles interesados y recibiremos más llamadas. Conocer en google aquellos portales que tienen más tráfico y un mejor posicionamiento SEO nos llevará a colocar nuestra oferta en los mejores sitios, facilitando la venta de nuestra vivienda.

Es importante que las fotos que subamos ya sean un reclamo positivo. Evitemos fotos de teléfonos móviles que no tienen buena luz y resolución. Los encuadres deben ser hechos desde ángulos que puedan dar amplitud y profundidad a las habitaciones.

Ser sinceros:

Por supuesto que debemos resaltar al máximo todo lo bueno que ofrece nuestra propiedad, pero si nos preguntan por alguna característica que no es tan buena debemos ser sinceros e informar de aquellos aspectos que puedan afectar en el futuro a la vida del nuevo propietario.

Con esto solo queda cerrar el trato y hacer la entrega de llaves!! Feliz semana para todos!

idomia_201710 consejos para vender tu casa rápidamente.

Related Posts

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *